El crédito para redes de gas natural fue aprobado en julio de 2015

REGIONALES 12/09/2016
“Cuando se dice que había un crédito de la CAF otorgado para las redes domiciliarias, es mentira”. La frase es del coordinador para el NEA del Plan Belgrano, Víctor Zimmermann, y se escuchó en el primer Foro de Grandes Obras para el Centro Chaqueño, organizado por el Rotary Club de Sáenz Peña.
Sin embargo, el exsecretario de Evaluación Presupuestaria de la Nación, Fabricio Bolatti, contrastó esos dichos y afirmó que “los fondos están disponibles porque fueron aprobados por el Directorio de la CAF en julio de 2015, en base a una programación que se hace un año antes a nivel de la Jefatura de Gabinete y el Ministerio de Hacienda de la Nación”.
El funcionario del Plan Belgrano había desmentido los rumores sobre la existencia de un crédito de la CAF-Banco de Desarrollo de América Latina para las redes domiciliarias de gas natural, necesarias para que el servicio llegue a los domicilios luego de concluirse las redes troncales y de aproximación del Gasoducto del NEA.
“Cuando se dice que había un crédito de la CAF otorgado para las redes domiciliarias, es mentira. No hay ningún crédito, porque no es el gobierno nacional el que tiene que hacerlo (ejecutar las redes), sino el que tiene la concesión de la distribución del gas en la región y es un tema de alta preocupación para nosotros”, explicó Zimmermann.
“En la programación del año 2015 -aprobada en 2014- figuraban 150 millones de dólares para un programa de inversiones en energía, que el gobierno de la entonces presidenta Cristina Fernández de Kirchner había decidido destinar a la ejecución de las redes domiciliarias de gas natural de Chaco, Formosa y Norte de Santa Fe”, explicó Bolatti, hoy secretario de Gabinete de la Municipalidad de Resistencia. Tras definir el país en qué aplicaría los recursos que CAF dispone cada año para distintos programas, en julio de 2015 el Directorio del organismo aprobó el crédito por 150 millones de dólares.
“Fue aprobado. Significa que está disponible”, resaltó el funcionario que acompañó a Jorge Capitanich durante el tiempo de gestión en la Jefatura de Gabinete de Ministros. Así, aseguró que la prueba de la existencia de ese préstamo es el acta de las reuniones de programación, donde fueron definidos la inversión y los recursos necesarios. Esas reuniones de planificación se concretaban con funcionarios y equipos técnicos de Jefatura de Gabinete, Ministerio de Hacienda y de la CAF.
“Este organismo destina un promedio de 500 millones de dólares anuales para distintos programas en Argentina. Un año antes, se programa en qué se gastará ese dinero. Esa planificación se hace en Jefatura de Gabinete y Ministerio de Hacienda”, contó Bolatti.
“Lo único que falta luego de la aprobación por CAF es la negociación de las condiciones, es decir, conformar el contrato, definir la unidad ejecutora y el desembolso. Luego, esos términos y condiciones se aprueban por decreto presidencial”, precisó el exsecretario de Planificación nacional.
“Si no lo quiere ejecutar, el gobierno nacional perderá esos recursos. Este crédito para redes de gas salió como un crédito para inversión en energía, por una cuestión de plazos. Y el gobierno nacional, por decisión de la entonces presidenta, lo asignó a redes domiciliarias del Chaco, Formosa y norte de Santa Fe”, indicó, y agregó: “Pero ahora pueden utilizar ese dinero para pagarles, por ejemplo, a las contratistas que ejecutan el Gasoducto troncal”.

Te puede interesar