El IPV acaba de entregar viviendas a familias que no pasaron por el proceso de sorteo público

DESTACADOS 12/03/2017 Por
A principios de 2014 se había establecido ese mecanismo para evitar dudas sobre las adjudicaciones e incluso se venía recurriendo a transmisiones televisivas buscando imponer ese carácter. Creen que hay una búsqueda de réditos políticos, con esta nueva conducta. Oficialmente no se informó de esta medida.
ESTA
Olivera constata una certifiacion dando cuenta de la entrega de una vivienda, junto a los moradores de la unidad.

El Gobierno provincial violó su tan publicitado mecanismo de entrega de viviendas y en las últimas semanas adjudicó, directamente, 16 unidades en el barrio República Argentina. Lo reveló el concejal Fabian Olivera, quien luego de uno de sus habituales recorridos barriales comprendió lo sucedido. “Se trata de construcciones concluidas hace varios años, pero que, como con tantas otras, permanecían vacías, mientras los registros oficiales contabilizan más de 40.000 inscriptos aguardando el techo propio”, planteó el legislador.
“Recuerdo que tras un creciente escenario de denuncias y trascendidos advirtiendo un manejo politizado, tanto en la construcción como en la entrega de viviendas, el Gobierno provincial anunció un mecanismo público y transparente, mediante sorteos, para adjudicar las casas”.
En ese sentido, Olivera historió: El 15 de abril de 2014 se verificó el primer sorteo de pre-adjudicatarios de viviendas que fue trasmitido en vivo por la Red de Medios de Comunicación desde el Instituto de Asistencia Social (IAS). Días antes, los responsables del IAS, Edgar Pérez y del IPV, Daniel Malich, rubricaron la documentación (listado de postulantes activos validados y habilitados para participar del sorteo de pre-adjudicación) elaborada por el IPV e insertada en un soporte magnético. Todo esto se recepcionó por acta y ante escribano, y fue utilizado para el sorteo público. Previamente, y tras un extenso proceso de re empadronamiento, que se concretó entre marzo y octubre se conformó una planilla integrada con 5.142 "postulantes activos", cifra que sirvió de base para conformar las listas de habilitados para participar de los sorteos”, redondeó.
Y siguió: “El mismo sistema asignó un número de orden en función a un puntaje otorgado, digito que fue introducido en el bolillero para ser parte de los sorteos. Ambos sorteos determinaron los beneficiarios de viviendas que fueron entregadas entre fines de marzo y principio de abril de 2015”.
Exhibiendo un artículo periodístico, leyó que “el administrador del IAS explicó en la ocasión que el sorteo sigue un procedimiento validado y homologado, además de su carácter público y televisado por la Red de Medios de Comunicación, dentro de un esquema de total transparencia que incluye la publicación de los resultados con el listado de los beneficiarios en la misma página oficial del IAS y por supuesto del IPV”.
“Además, en noviembre del mismo año, la Municipalidad capitalina se sumó al mismo proceso de transparencia, ya que el 11 de ese mes, el entonces intendente Fernando De Vido encabezó en la Escuela 532 “René Favaloro” del barrio Divino Niño, el sorteo de la adjudicación de 153 nuevos módulos habitacionales en lotes con servicios a igual número de familias relocalizadas por las últimas inundaciones en el Lote Rural 111, al sur de esta ciudad”, amplió el edil.
“Acá también, el Instituto de Asistencia Social dispuso toda la tecnología para certificar este proceso a través del moderno programa de sorteo que le permitió a cada postulante visualizar integralmente todo, porque desde las pantallas montadas se podía observar quienes estaban incluido en los listados o sea que han sido registrado y forman parte del proceso a través de los bolilleros y la presencia de escribanos”, acotó.

CONSTRUCCIONES PRECARIAS
“He hablado con la gran mayoría de estas familias, en todos esos casos hay completa coincidencia de que accedieron a sus casas sin pasar por un esquema de sorteo; del mismo modo que admitieron las condiciones precarias de las unidades, en todo aspecto”, precisó Olivera. “Observé las condiciones de las viviendas y es una vergüenza que el Estado otorgue obras tan mal construidas, con paredes agrietadas, aberturas extremadamente precarias y también ausencia de ellas, al igual que los implementos sanitarios”, describió
“Mientras por un lado y desde hace muchos años, en todo el territorio existen cientos de viviendas terminadas y listas para ser habitadas, las autoridades alardean de un mecanismo transparente y público para que lleguen a los sectores más necesitados y vulnerables mediante sorteos, por el otro nos encontramos ahora con esta cara de desfachatez y de hipocresía sin límites”, sostuvo, al marcar su mirada política.
“No voy a entrar a analizar el grado de justicia que existe en la entrega de casas a estas personas, que en una gran mayoría vienen de los alrededores de la Laguna Siam, donde convivían con el agua dentro de sus hogares, pero si debo decir que así como ellos, en la ciudad hay miles de inscriptos en las mismas o peores condiciones socio-ambientales”, remarcó.
“Acá se tomó una decisión en el más alto nivel político, violando un mecanismo aprobado institucionalmente y que forma parte del mendaz discurso oficial que busca imponer el carácter transparente y justo de los actos, cuando en realidad surgen estos hechos”, analizó.
“O, tal vez, los sorteos públicos y transparentes ante escribanos y transmitidos en vivo y en directo sean ya cosas del pasado y uno se viene a enterar así, como al paso”, ironizó, mientras dijo entender a “las miles de familias que, al saber esto, pongan el grito en el cielo porque no fueron tenidas en cuenta”.

Te puede interesar