El llamado Macri-Massa y el sueño de la polarización inversa

NACIONALES 10/08/2015 Por
Durante seis meses, Sergio Massa y Mauricio Macri evitaron llamarse para negociar un gran frente opositor. Haya sido por ego, convencimiento o estrategia, ambos eludieron la comunicación. Lo que en aquel entonces no pudieron forzar empresarios, políticos y operadores varios ocurrió este domingo por la noche: el líder del Frente Renovador y el jefe de Gobierno porteño conversaron unos minutos tras las elecciones primarias.
0013146296
La charla telefónica fue confirmada por el propio Massa. Según su versión, el flamante candidato presidencial de Cambiemos se comunicó para felicitarlo por la elección. Él devolvió la gentileza y también lo congratuló por el resultado obtenido.
El tigrense aseguró que no conversaron mucho más, aunque reconoció que intercambiaron algunas palabras para analizar el porcentaje de votos obtenido por el Frente para la Victoria. Qué se dijeron exactamente queda por el momento entre ellos dos.
El diálogo fue narrado por Massa mismo en un breve encuentro que mantuvo con un grupo de periodistas, tras el discurso que dio en la sede de campaña de Astilleros Milberg, en el partido de Tigre.

ANABELLA REGGIANI
Pasada la medianoche, asesores y militantes del Frente Renovador se mostraban conformes con el desempeño. Más temprano, Felipe Solá lo había puesto en palabras desde el escenario: "Insistían en que no existíamos. Pero existimos y somos la tercera fuerza". Nadie lo dijo en público, pero en privado varios sonrieron por los malos resultados que obtuvieron los intendentes que dejaron el Frente Renovador antes del cierre de listas: a la medianoche, Darío Giustozzi perdía la interna del Frente para la Victoria en Almirante Brown y lo mismo le sucedía al histórico Raúl Othacehé en Merlo.
Como contracara, el Massismo aseguraba que los intendentes Julio Zamora (Tigre) y Luis Andreotti (San Fernando) se imponían con comodidad en sus distritos. Aunque más ajustado, también estimaban que lo haría Jesús Cariglino (Malvinas Argentinas). Reconocían, en cambio, que Luis Acuña (Hurlingham) sufría una importante derrota ante el kirchnerista Juan Zabaleta.
La intención de Massa era hacer una conferencia de prensa alrededor de la 1:30 de la madrugada, cuando ya hubiese más datos del recuento de la provincia de Buenos Aires, para lanzar la nueva etapa de su plan rumbo a las elecciones generales del próximo 25 de octubre. Sus asesores consiguieron disuadirlo y fijaron el encuentro para este lunes al mediodía.
Según adelantaron, su mensaje pondrá énfasis en dos ejes ya mencionados en su discurso de este domingo: la idea de que el verdadero "voto útil" es por el frente Una Nueva Alternativa (UNA) y la invitación a discutir propuestas con el resto de los candidatos de la oposición.
"Quiero invitarlos a Mauricio (Macri), a Margarita (Stolbizer) y a todos aquellos que crean que Argentina necesita un cambio justo para que nos sentemos de cara a la sociedad y que le contemos con claridad a la gente qué cosas vamos a cuidar, qué vamos a cambiar y con quiénes vamos a encarar esos cambios", pidió en su mensaje.
En su discurso, Massa evitó las críticas que sus dirigentes repitieron debajo del escenario una y mil veces contra las encuestadoras que los daban fuera de carrera. "Si la polarización no se dio en esta elección, ahora puede haber una corriente inversa", aseguraba anoche un importante y optimista dirigente en la zona VIP de Astilleros Milberg. A 76 días de la primera vuelta, en marcha el sueño massista de invertir la polarización en su favor se puso en marcha.

Te puede interesar