Olivera advirtió que la política habitacional muestra un claro “desprecio social”

LOCALES 04/09/2015 Por
Consideró que en esa materia, el Gobierno provincial tiene la misma conducta que con el resto de la obra pública. “Todo lo que se hace dura unos pocos meses; pero las empresas contratadas siguen como si no tuvieran responsabilidades, al igual que con el control oficial”, criticó. (GALERIA DE IMAGENES)
Ver galería 11995727_932257230171293_948172503_n
1 / 5 - Olivera señala una rajadura en la parte alta de esta vivienda de La Nueva Formosa

El concejal Fabián Olivera se mostró sorprendido tras visitar La Nueva Formosa, donde advirtió “el estado de abandono y destrucción” de decenas de unidades habitacionales que, en principio, “parecen estar listas para ser adjudicadas”.
“Fue un choque emocional muy fuerte; los formoseños realmente nos sentimos orgullosos por la expansión que tiene esta parte de la ciudad, con un pavimento ancho y sólido, el crecimiento comercial y el afincamiento poblacional que crece”, analizó.
“Pero al descubrir tantas viviendas, las que aparecen en primer término al llegar a este barrio, abandonadas y con gran parte de su estructura resquebrajada no pude menos que sentirme sorprendido”, redondeó.
“No entiendo por qué se tiene que llegar a este estado de situación: mientras por un lado hay miles de formoseños que hace muchos años esperan su techo propio, por el otro lado surge una clara muestra de desprecio y ausencia de política habitacional”, reflexionó.
“Parece ser esta la conducta consuetudinaria de las autoridades provinciales en materia de obra pública, al menos es lo que podemos ver de un tiempo a esta parte con pavimento que se rompe en pocos meses, puentes que se reinauguran y deben ser clausurados nuevamente, viviendas sin entregar y con las paredes quebradas, etcétera”, argumentó.
“Mucha gente del partido del gobierno me ha estado diciendo que al menos se construyen y entregan las casas; no me parece la respuesta adecuada, sobre todo viviendo de un gobierno que se dice peronista y con consignas de nacional y popular”, sostuvo.
Sin apartarse del tema, Olivera recriminó a quienes “estando en la función pública se muestran como merecedores de la gratitud o el reconocimiento social, casi como que la vivienda que por ahí le toque entregar se construye con dinero de su bolsillo”, graficó.
“Puedo entender el momento de alegría del formoseño que recibe su casa, pero es necesario que esa familia haga valer sus derechos de recibir una vivienda en correctas condiciones, porque en definitiva la tendrá que pagar”, redondeó. "Alguien puede explicarme por qué una obra que terminó de ejecutarse hace mucho tiempo cuyo fin es indispensable para miles de personas no se entreguen atendiendo esa exigencia", interrogó.
“Voy a plantear formalmente en los próximos días una denuncia pidiendo informes sobre las empresas que se contratan y como se determinan las auditorías públicas que certifican los trabajos, porque algo anda muy mal en toda esta materia y los perjudicados, como siempre, terminamos siendo, los vecinos”, dijo.

Te puede interesar