El ministro Quintana consideró que el Pilcomayo se está comportando “dentro de lo normal”

LOCALES 26 de diciembre de 2019 Por Agenfor
Sostuvo que el cauce “es impredecible”, aunque reveló que hay información fresca que permiten determinar ese cuadro. Advirtió que “habrá actores mal intencionados que aprovecharán estos momentos de profunda crisis para confundir con información errónea”, pero no dio detalles sobre esas personas.
Screenshot_20191226-233701_Agenfor

El equipo de Jefatura de Gabinete de la provincia, encabezado por el ministro Antonio Ferreira, se reunió este lunes con varios entes provinciales para poner en común la situación y las líneas de trabajo para mitigar los efectos de las crecidas del río Pilcomayo y las demandas de la población. Del encuentro participaron el ministro de producción y ambiente, Raúl Quintana; el ministro de planificación, inversión, obras y servicios públicos, Daniel Malich; el administrador general de la Dirección provincial de vialidad, Fernando De Vido; representantes del Servicio Provincial de Agua Potable y Saneamiento (SPAP); Luis Kayser por el Ministerio de la Comunidad; el diputado Roberto Vizcaíno, entre otros funcionarios locales.
Quintana brindó detalles acerca del mismo: “Fuimos convocados por el equipo que está trabajando en las cuestiones del Río Pilcomayo de la Jefatura de Gabinete, donde hemos recibido información del comportamiento que está teniendo el río en la cuenca alta y los posibles impactos que estarían generando”.
Y aseguró: “En realidad desde la parte productiva y social muy tranquilos. El Pilcomayo es impredecible pero las cosas aparentemente se están comportando dentro de lo normal, lo han dicho los técnicos, los especialistas, han hecho un vuelo en estos días y la información es muy fresca e interesante”.
En ese sentido, dijo que diputados, intendentes, ministros de las distintas áreas, se ocupan y se preparan para la imprevisibilidad del Pilcomayo, porque “nos puede tocar una seca o un año con mucha agua”.
“Porque esto ocurre en el límite entre Bolivia y Paraguay, pero pasa el tiempo y termina aquí sobre la ruta 11 y sobre todo una geografía provincial que se nutre del agua que viene entrando por el Pilcomayo”, explicó el funcionario.
Por otro lado, advirtió a la población que habrá actores mal intencionados que aprovecharán estos “momentos de profunda crisis” para confundirlos con información errónea y transmitió la tranquilidad de que “nosotros lo abordamos de una manera diferente, preparándonos y anticipándonos a los hechos”.
“Seguro nos van a ver a cualquiera de los funcionarios del gobierno desde distintas entidades dando vueltas siempre, poniéndonos en contacto con lo que está pasando y buscar las respuestas del modelo formoseño a la que la gente está acostumbrada”, expresó.
Y reiteró: “No estamos cruzados de brazos, estamos activos totalmente en contacto directo con todos los ministerios, el Gobernador al frente, la Jefatura de Gabinete colaborando con la coordinación de estas actividades y nuestros funcionarios nacionales que nos presentan también están al tanto”.
Además, enfatizó en que la reunión es un “avance de lo que ya se viene haciendo”, porque hay personas, máquinas, obras en construcción, que tienen planificación y anticipación a los acontecimientos que se puedan dar, con efectos adversos o no.
“Siempre vamos a ser optimistas crónicos de lo que pueda pasar, así venga un año malo y si es bueno mejor porque nos va a encontrar preparados para gastar energía y fondos sobre todo en otras cosas que nuestros productores y poblaciones necesitan”, indicó.

Te puede interesar