LA BANANA GENERA $1.5 MILLONES DIARIOS EN EL CORAZÓN DE LA CUENCA AGRÍCOLA

LOCALES 24 de abril de 2020 Por DE N/REDACCION
Mientras en la capital formoseña el cajón de la fruta puede ser adquirido en unos 1.100 o 1.200 pesos, el productor la vende en su chacra a sólo 400. El 200% de distancia se queda en la corta cadena intermediaria que se arma en casi 100 kms. y lo afronta el consumidor final.
banana

- “¿A cuánto está el cajón de banana?”

- “Y a vos que sos cliente puedo hacerte a 1.100 pesos, pero lo estoy dando en 1.200; te hago un buen precio, yo doy a 80 la docena acá”

El diálogo entre un vecino y el puestero del Mercado Frutihortícola, se produjo este viernes, poco después del mediodía, y moldea una realidad brutal que explica una parte importante de la pobreza del campo formoseño, la otra debe buscarse en la ausencia de políticas oficiales adecuadas.
En el corazón de la cuenca agrícola provincial, cuantifican en 1.5 millones de pesos diarios el dividendo que genera la banana, incluyendo el precio de cada cajón, y la participación del recurso humano para el embalaje, la carga y otras tareas menores, necesarias para que el amarillo fruto viaje adecuadamente hasta Formosa.
Ya en la capital, cada caja conteniendo unos 22 kilos se comercializa en promedio a 800 pesos, pero el puestero que luego exhibe el producto, como ultimo paso antes de llegar a los hogares, es ofrecido a 80 pesos la docena. Las doce unidades pesan unos 1.5 kilos, con lo que cada cajón le deja al puestero casi 1.200 pesos; un beneficio cercano al 50%.                                                                                                                         En la zona de Laguna Naineck también se ofrece un remanente de batatas y otro de zapallitos, pero la gran inyección esta en la banana.
El extraordinario esfuerzo que hace el bananero cada año para conseguir la fruta, no encuentra su justa recompensa en el mercado que divide las ganancias entre unos pocos, sólo por su gran capacidad financiera, la que parece aliada con la ausencia de protección oficial.

GRAN TOLERANCIA                                                                                                                                                   Por otro lado, en la misma zona, los tomateros se muestran en los limites de su tolerancia, a la espera de la asistencia del Gobierno provincial para que sus chacras se inunden de rojo en los próximos meses.           Una reunión entre el intendente Julio Murdoch y funcionarios del Ministerio de la Producción, ademas de declaraciones radiales del jefe comunal dando a entender que el programa de asistencia a los tomateros podría continuar este año, reabriò la esperanza en un sector, donde la gran mayoría depende enteramente del Estado para obtener el tomate.                                                                                                                         Los tiempos biológicos avanzan, y la etapa de la roja fruta se extingue; por eso la tolerancia del hombre de campo esta al limite de su capacidad; es que depende de esa ayuda para sobrevivir en los próximos meses, de lo contrario deberá apelar a la changa para armar la mesa diaria.

Te puede interesar