DOCENTES DECIDIDOS A NO REGRESAR A LAS AULAS, SI GILDO NO RECOMPONE LOS SALARIOS

LOCALES 21 de julio de 2022 Por DE N/REDACCION
Entre Autoconvocados y Voz Docente se mostraron en pie de lucha por los sueldos, y preparan una intensa agenda de paros y marchas para agosto, una vez que concluya el receso invernal. “No ganamos lo suficiente para poder vivir, cuidarnos y cuidar a nuestra familia”, admitieron.
SANTA-FE-DOCENTES

En un documento distribuido entre educadores y la prensa local, los gremios más combativos de la provincia marcaron que en agosto “volvemos a las escuelas sin que se resuelva la cuestión salarial”, y que por eso “convocamos a paro y marcha, tal como nos mandataron docentes de escuelas de toda la provincia”.
“Para el mes de julio, la paritaria nacional acordó un piso de 60 mil pesos que para Formosa significaría 2,000 pesos de aumentos para todos; al 21 de junio de 2022 el valor de la Canasta Básica para los trabajadores de menores ingresos según INDEC es de 99.677,85 pesos, mientras que el salario inicial en Formosa es de 58 mil”, contextualizó el parte de Autoconvocados y Voz Docente. 
“Esto significa que volvemos luego del receso muy lejos de lo que necesitamos para cubrir nuestros gastos de supervivencia; sin embargo, cada día el costo de vida -si tomamos los precios del supermercado- crece de manera acelerada impulsados por el incremento de tarifas, el de los combustibles, alquileres, transporte, comunicaciones, etcétera”, contextualizó. 
“Ni Cambiemos, ni Alberto Fernández proponen otra solución que sostener a costa de los trabajadores el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, por lo tanto lo que se viene es la reforma del Estado, flexibilización del mercado laboral y apertura de la economía, lo que implica despido de miles de trabajadoras y trabajadores estatales, reducción de jubilaciones, programas sociales, liquidación de derechos laborales en el ámbito público y privado”, justificaron ambos gremios.
“En este contexto, hoy un maestro que recién se inicia percibe un básico de 31 mil pesos, y un salario de bolsillo (en negro) de  58 mil. Es evidente que no ganamos lo suficiente para poder vivir, cuidarnos y cuidar a nuestra familia”, consideraron
“Por eso, desde Autoconvocados y Voz Docente, entendemos que no debemos volver a las aulas con el mismo salario de pobreza del mes de julio, y encima - en el caso de los maestros- con aumento de tiempo de su jornada laboral de 45 minutos”, agregaron, con claro tono de rechazo.
“Debemos exigir un salario inicial para la docencia que permita cubrir la canasta básica familiar, y el acceso a los bienes culturales; también una cláusula de indexación automática mensual, según la inflación real”, subrayaron. 
“Pero para lograr que el gobierno escuche cada uno, y junto a nuestros colegas en cada establecimiento, debemos hacer el paro y salir a marchar para así visibilizar los reclamos y exigencias”, convocaron.

Te puede interesar