Olivera reclamo más militancia estatal para atender las necesidades sociales básicas

LOCALES 09 de julio de 2016 Por
Pidió sensibilidad y responsabilidad para los sectores más vulnerables y advirtió que en Formosa existen grandes sectores con carencias elementales impropias de la capacidad económica del Gobierno provincial.
003
Olivera escucha a un grupo de mujeres que reclama módulos habitacionales.

El concejal Fabian Olivera consideró que “cuando el Estado espera el reclamo social para salir a responder, no está trabajando responsablemente” y sostuvo que “debe existir planificación, para que, conociendo los aspectos centrales del contexto donde se desarrolla nuestra vida, las autoridades prevean las respuestas”.
Tras recorrer varios barrios, el legislador se interrogó: “¿Por qué hay que esperar que una familia implore por chapas y frazadas, si sabemos que el frio del invierno los encontrará desamparados?”
“El Estado es la forma en la que se organiza la sociedad para poder funcionar mejor; es la unión de nuestra población, las instituciones públicas que nos organizan y nuestra cultura”, planteó.
“La Constitución establece dentro de los fines esenciales del Estado servir a la comunidad, promover la prosperidad, garantizar los derechos y deberes de los ciudadanos, facilitar la participación del pueblo en los asuntos de la Nación, defender la independencia y la integridad territorial y asegurar la convivencia pacífica así como un orden justo, entre otros”, agregó.
“Para que el Estado pueda alcanzar estos fines y logre cumplir con las funciones que le corresponden se han creado tres ramas del poder público: la legislativa, la ejecutiva y la judicial. Estas ramas están integradas por diversos órganos con funciones diferentes, pero que siempre deben coordinarse y colaborarse para poder trabajar mejor y lograr dichos fines”, resumió para confirmar el poder que tienen las autoridades.

RECLAMO DIRECTO
“Pedimos un trabajo social mucho más intenso, una militancia casa por casa en los lugares más vulnerables, donde los vecinos hoy piden asistencia, sobre todo sanitaria por la cantidad de chicos. El Quebrachito, Sagrado Corazón, 12 de Octubre, Fachini, San Juan Bautista, San Juan, El Palomar, Santa Rosa, entre otros”, dijo, como síntesis de su recorrida.
“El Gobierno sale a prometer viviendas o módulos a cientos de familias que, imposibilitadas de acceder a un terreno o a una casa propia, se instalan dónde pueden, exponiéndose a todo tipo de problemas: salud, inundaciones, delincuencia, educación y laboral, entre las más frecuentes”, contextualizó Olivera.
“Más allá de la mentira oficial para dar respuestas habitacionales, en materia de tiempos sobre todo, mientras se construyen las unidades, toda esa gente tiene el derecho de contar con la misma protección estatal que aquel individuo que vive en Rivadavia y España, 25 de Mayo y Córdoba, o en el barrio San Miguel y el Emilio Tomás. Es esto lo que repruebo. Las autoridades deben armar equipos específicos en cada área para atender los requerimientos de estas personas que llegaron a esta situación porque el sistema político y la impericia del funcionario no supieron generar políticas para evitar este tremendo escenario”, enfatizó.
“Son cientos de familias que día a día van conformándose, cargando sus necesidades elementales en sus padres, abuelos o parientes cercanos que también tienen sus propios problemas, lo que, en definitiva, va representando la continuidad de un mismo mal”, reparó.
En ese aspecto, dijo que “el Estado debió, hace tiempo, tomar nota de lo que ocurre, y establecer políticas para corregir el cuadro, con respuestas concretas, en el mediano y largo plazo y, lo que reclamo, en la inmediatez, porque en el medio hay chicos, mujeres, ancianos y enfermos que no se resignan a una vida llena de carencias, porque, como cualquiera, aspiran a una vida con felicidad y las comodidades mínimas para salir adelante”.

Boletín de noticias