Diputados gildistas votaron contra el acuerdo con los holdouts

LOCALES 16/03/2016 Por
Hernández y Duré, del Frente Amplio Formoseño, apoyaron el proyecto impulsado por el presidente Mauricio Macri, que finalmente impuso su objetivo
250170_10206067668994003_1205572534243810105_n
La Cámara de Diputados aprobó esta mañana el proyecto de ley que habilita el acuerdo con los holdouts, luego de más de 20 horas de debate y después de que el oficialismo aceptara una serie de modificaciones sugeridas por distintos bloques opositores.
El proyecto en general fue aprobado por 165 diputados, una cifra más alta de lo esperada y de lo que había conseguido el oficialismo para abrir la sesión, y rechazado por 86 legisladores, pertenecientes al kirchnerismo, la izquierda y Libres del Sur.
De los cinco legisladores formoseños que integran la Cámara Baja, tres votaron contra la iniciativa oficial: Luis Baterra, Ines Lotto y Juan Carlos Díaz Roig. El radical Martin Hernández y la socialista Lucila Duré, entretanto, apoyaron la moción presidencial
El interbloque de Cambiemos tuvo el apoyo del Frente Renovador, el bloque Justicialista, los interbloques Juntos por Argentina y Progresistas, los delasotistas, los santiagueños que responden a Gerardo Zamora, los puntanos de Adolfo Rodríguez Saá y otras bancadas minoritarias.
El Gobierno contó con el sorpresivo respaldo de seis diputados que hasta esta sesión formaban parte del bloque kirchnerista, liderados por el ex gobernador misionero Maurice Closs.
Pero el oficialismo también contó con el sorpresivo respaldo de seis diputados que al menos hasta hoy integraban el bloque del Frente para la Victoria. El caso más resonante es el de Maurice Closs, quien ya había anticipado que estaba a favor de cerrar el conflicto con los fondos buitres, pero en principio se había alineado con la postura del bloque. El ex gobernador de Misiones arrastró a otros dos legisladores misiones (Silvia Risko y Jorge). Se sumaron la tucumana Miriam Gallardo (que responde a Juan Manzur), la sanjuanina Graciela Caselles (del Bloquismo, una fuerza aliada a Gioja), y el ex ultrakirchnerista cordobés Ramón Bernabey, ahora más cercano a Juan Schiaretti.

Te puede interesar